La Hora Latina en Albany

Tres aspirantes, que se proclaman hispanos, son candidatos en primarias demócratas para vicegobernador del estado de Nueva York

Por primera vez, bueno, por segunda vez, si nos apegamos estrictamente a la verdad, alguien latino o que reclama ascendencia latina puede ser vicegobernador del estado de Nueva York.

Hay quienes consideran al vicegobernador (Lieutenant, en inglés) un personaje “decorativo” (su sueldo es de $210,000)  que solo aparece en escena cuando el gobernador se ausenta. 

Algunas veces, digamos, se les presenta la virgen y se vuelven gobernadores, ya sea por exposición mediática y ganas por llegar al puesto, como le pasó a Andrew Cuomo o por vacancia del titular tal los casos recientes de David Paterson y Kathy Hochul, actualmente en el cargo.

En fin, además de reemplazar al gobernador del estado de Nueva York cuando viaje o se enferme, le ocupa ser presidente del senado estatal, servir en el Tribunal de Nueva York para el Juicio de Acusaciones, tomar asiento en el Consejo de Defensa del Estado y en el consejo de administración de la Facultad de Ciencias Ambientales y Forestales. 

Ana María Archila corre en equipo con Jumaane Williamns para la gobernación (foto proporcionada)

El único latino, inquilino fugaz de la vicegobernación, fue el ex-senador estatal Jorge Espada Jr, del partido demócrata, quien ocupó esta posición por pocos días: del 8 de junio al 8 de julio del año 2009, ante la ausencia de un vicegobernador en funciones.

En esta oportunidad ha habido una rara conjunción de planetas en el ecosistema político, inédita en el estado de Nueva York, ya que por primera vez no hay un blanco en la boleta para vicegobernador y ha puesto a tres latinos a competir entre ellos por el puesto. Esto se definirá en las primarias demócratas del 28 de junio próximo. 

En el lado republicano se suspendieron las primarias y se espera que la oficial de policía Alison Esposito se postule para el cargo.

De manera que, como sabemos, uno de ellos es el congresista Antonio Delgado (NY-19) quien se autodenomina “afro-latino” y es vicegobernador del estado desde el 25 de mayo; también la fundadora de Make Road New York y activista comunitaria Ana María Archila y, por último, la ex-comisionada de la ciudad de Nueva York y anterior vicepresidente del condado de Brooklyn, Diana Reyna.

Antonio Delgado, vicegobernador del estado de Nueva York y Congresista (NY-19) y se espera que corra junto con Kathy Hochul. (foto: Press Office New York State)

Quien ha recibido un tempranero  bautismo de fuego -de ataques, mejor dicho-  ha sido Delgado, nacido en Nueva York.

Tanto el analista Luis Miranda como la contrincante Reyna, han puesto en cuestión su ascendencia o compromiso con la comunidad hispano hablante, en una nota del New York Post. Ver https://nypost.com/2022/05/05/hochul-running-mate-antonio-delgado-clarifies-his-afro-latino-roots-after-criticism/

El primero (que trabaja en la campaña de Reyna) dijo que no se considera a alguien con ancestros de Cape Verde (archipiĺago del África, colonizado por portugueses) como latino, la segunda afirma que Delgado nunca en su carrera política ha tomado partido por los temas de la comunidad latina.

Por supuesto que estamos en la carrera política, y los dardos le seguirán apuntando.

Delgado, quien fue electo congresista por el distrito 19 de Nueva York desde el 2018 (y mantiene el cargo) no compareció a una entrevista para este artículo, pero una vocera de su oficina de abogados, dijo que el principal tema de su campaña, para el ojo latino, será trabajar en elevar la calidad de vida de la comunidad de habla hispana.

Lo enfrentan dos mujeres, Ana María Archila y Diana Reyna.

Diana Reyna, nacida y criada en Los Sures, Williamsburg, Condado de Brooklyn, cuya madre emigró desde República Dominicana en el año 1965, que se hizo de su propia vivienda trabajando primero como costurera y luego cuidando ancianos, dice que el puesto de vicegobernador del estado es importante y decisivo.

Diana Reyna hace campaña con Tom Suozzi para gobernador (foto proporcionada)

“Me siento preparada para ocupar el cargo de gobernador del estado de Nueva York, si sucediera una crisis política que obligara a retirarse o a renunciar al incumbente, como ha sucedido en los casos de gobernador Andrew Cuomo o Eliot Spizer, por ejemplo,” dijo Reyna a Reporte Hispano.

Además señala que  la avalan una experiencia de 22 años en el servicio público. «No voy a entrar a aprender, voy a ir directo a trabajar,» dijo.

Cuenta con sus años como concejal de la ciudad de Nueva York, y sobre todo como vicepresidenta del Condado de Brooklyn, para Eric Adams, hoy alcalde de New York, trabajando temas de planificación presupuestal, desarrollo empresarial y otros, que, afirma, le han dado conocimientos para enfrentar con éxito la política de Albany.

Pero, Reyna quien está casada con un teniente del NYPD, dijo que si logra ser electa en las primarias de Junio y luego triunfa, en las elecciones del 8 de noviembre, el tema número uno  en el que se enfocará, desde el primer día,  es el de la violencia que se vive en el estado, que considera de importancia vital para la comunidad inmigrante y todo el estado. 

Parte de esta violencia, sostiene, es alimentada desde algunos parques de el Bronx, donde las pandillas de Los Trinitarios y la M-13 abastecen de drogas a la ciudad de Nueva York y condados alejados como Buffalo o Vermont, entre otros. 

Una parte importante, dice la candidata, del proceso para controlar la delincuencia es la revisión de la ley de fianzas, que permite a los prontuariados salir prontamente de la cárcel. 

La otra candidata, Ana María Archila, nacida en Bogotá, Colombia, y llegada a Nueva York a los 17 años, activista desde hace 20 años, tiene un enfoque distinto de la problemática latina de Nueva York y los principales temas que se deben afrontar desde la gobernación.

“En primer lugar yo creo que, efectivamente, muchos han pensado que el vicegobernador sólo representa al gobernador. Yo tengo una visión distinta, si salgo electa quiero ser como una Defensor del Pueblo de las comunidades latinas, las minoría y en general del residente del estado de Nueva York,” expresó a Reporte Hispano.

Para Archia el principal problema latino en el estado es el de la vivienda y, sostiene que el éxodo de los neoyorquinos a otros estados, es precisamente porque “ya no puede ya pagar una vivienda” por los altos costos de la misma. 

La solución, dijo, debe ser dejar de priorizar y subsidiar a los constructores de viviendas de precios altos y redireccionar el gasto público en vivienda.

Considera que la meta debe ser construir un millón de viviendas de precios accesibles para los neoyorquinos de clase media y obreros.

Hizo notar que “en algunas zonas rurales del estado como Tompkins County, los padres envejecen solos, porque los hijos tienen que salir a otros estados porque no encuentran vivienda y trabajo”. Similar situación se percibe en el vecindario de Williamsburg, en Brooklyn.

La violencia que aqueja al estado, en su opinión, pasa por redireccionar la labor de la policía, por ejemplo, que se le retire de participar en los desalojos de las viviendas, por erradicar las armas de fuego de las calles, entre otros. 

La posibilidad de tener un medio latino o una latina de gobernadora debería entusiasmar a la comunidad, y esperemos que después de conocerlas un poco más se decidan a votar.

Sin embargo, importantes líderes como Carlos Menchaca un referente de la comunidad mexicana, ex- concejal de New York y ex-candidato a la alcaldía, hasta el cierre de ésta edición estaba decidido a no endosar a ninguno de los tres.

“Me estoy dedicando, ahora mismo, a organizar a los mexicanos, para elevar a nuestra comunidad como una fuerza grande y con poder” dice Menchaca y a continuación suelta la bola ”Pienso que todos los candidatos deben conocer más a la comunidad mexicana”

Menchaca como Archila pertenecen a la comunidad LGTB. 

“Pregúntele a Carlos Menchaca porque no me endosa, siempre ha estado conmigo, es una gran amigo,” dijo Archila

Hasta el momento no han endosado candidato alguno la congresista Alexandria Ocasio-Cortez, ni el senador Adriano Espaillat, dos poderosos referentes hispanos, si en cambio se ha pronunciado la senadora Nivia Velazquez que apoya a Archila.

Al final del día lo que importa es el voto del hombre o mujer al pie de la calle.

Este artículo ha sido producido gracias al patrocinio de 2022 NY State Elections Reporting Fellowship del Center for Community Media, Craig Newmark Graduate School of Journalism of CUNY